20 de septiembre de 2009

Respirando

Pasear por El Retiro es una gozada, especialmente el domingo por la mañana. Hoy lucía el sol y las calles principales estaban llenas de gente. Unos corrían, otros iban en patines, los de más allá tomaban algo junto al estanque principal, los del otro lado disfrutaban de un teatro de títeres, los de más aquí leían el periódico en un banco, los de enfrente estaban tumbados en la hierba... Hoy era el día de ir al parque y RESPIRAR aire fresco. Respirar vida. Respirar el ambientito madrileño que tanto añoro cuando estoy lejos.

Vuelvo con las pilas cargadas y el corazón sonriendo.

10 comentarios:

Espérame en Siberia dijo...

Close your eyes, open your heart.

De cenizas dijo...

¡Para eso están las mañanas de domingo! Las tardes... ya es otra cosa...


besos

sonoio dijo...

que lindo paseo el del retiro!!!

además
ya deben estar refrescando los días en la quemante madril, no?


un beso

Mauricio P. Milano dijo...

:D

Marta dijo...

Caramba, pues debería hacer yo lo mismo a ver si también se me cargan las pilas. bueno, en octubre me voy de viaje,a ver si así se me recargan a mi :)

Muchas gracias por tus ánimos y siempre fieles visitas :_)

Bellota dijo...

Yo también estuve en el Retiro el domingo.
Y sentí lo mismo. Seguramente nos cruzaríamos cada una en nuestro mundo...

La del Planeta dijo...

Me encanta ir al Retiro cuando voy a Madrid, sí señorita, un lugar estupendo para recargar pilas.

abril en paris dijo...

El Retiro madrileño es uno de los lugares más apetecibles de ésa, mi
ciudad natal ( vivo en el "exilio"
castellano )entre otros muchos rincones que para mi forman parte de
los mejores recuerdos de mi vida.
Me alegro mucho de que lo disfrutases
tanto. Yo siempre estoy alli..aunque
solo sea con mi espiritu..
( Suena
muy cursi quizás, lo siento me pongo
nostálgica en ésta época del año )
Un abrazo.

begusa dijo...

a veces la distancia puede salvarnos de querer mirar todo desde demasiado cerca...
me alegro de que te sentara bien el retiro (guardo muy buenos recuerdos de ese rincón)

unjubilado dijo...

Esta entrada me ha recordado mi noviazgo con mi mujer ya que solíamos ir a pasear por el Retiro, montar en barca, ver a los niños pescando barbos estando pendientes de que no los viera el guarda...
Un abrazo